La impunidad es un arma devastadora

16, mayo, 2017 / Comunicados de prensa / Nueva Izquierda

15 de mayo, es asesinado Javier Valdez en Culiacán Sinaloa, a menos de un mes del asesinato de su colega Miroslava; ambos asesinatos son el rostro de la inseguridad y del desprecio que el gobierno federal tiene por la libertad de expresión.

Javier Valdez murió por su ética periodística, muere porque le es incomodo al sistema, porque exhibió la verdad, porque puso al descubierto las formas de operación del crimen organizado.

Es aterrador, pero debemos hacer público que en México, a diario mueren mujeres, hombres, fotógrafos, periodistas, doctores, hijos, hijas, padres, migrantes y miles de personas que están en fosas sin ser reconocidas. Este es México, la capital mundial de la impunidad.

Javier es asesinado  al cumplir con su oficio, su pluma puso al  descubierto los mecanismos de operación del crimen organizado, pero sobre todo exhibió que los artífices de los actos delictivos son altos funcionarios.

Pero por un momento, hablemos del problema que nos está matando, y no es la crisis de inseguridad, sino la impunidad exacerbada que priva en el Estado Mexicano, esa impunidad  golpeo fuertemente a la libertad de expresión con  el asesinato de Rubén Espinosa, caso que sigue sin castigo ni respuesta, este hecho nos  explica qué en México el crimen no se castiga.

Además de que en México el crimen no se castiga, la verdad es callada a punta de pistola, el asesinato de Javier es un mensaje muy claro, infundir miedo a los trabajadores de la información, a los defensores de derechos humanos, a los organismos que buscan justicia, esas detonaciones buscan sonar en la mente de todos  para no hablar o escribir sobre la verdad en las calles.  El miedo no nos debe callar, no al silencio.

Es el momento de señalar que uno de los graves males de México, es la impunidad, hecho que de no ser erradicado seguirá cobrando vidas, incluso con mayor saña, pues los asesinatos son mensajes; desafortunadamente el gobierno mexicano no quiere asumir que ya esta rebasado y que no hay sistema de seguridad pública que contenga este grave problema.

El asesinato de Javier Valdez y demás comunicadores, es muestra del deterioro de las instituciones de procuración de justicia y seguridad pública, nos muestra que el Estado no es capaz de salvaguardar el bienestar de la sociedad y que el derecho a la libre expresión se encuentra coartado.

Es urgente exterminar la corrupción en todos los niveles de gobierno, hacer privar el estado de derecho y pugnar por una prensa libre y segura. ¡Basta de impunidad!


Coordinación Nacional de Nueva Izquierda

Twitter: @NvaIzq

Facebook: Nueva Izquierda Coordinación Nacional

This entry was posted in Comunicados de prensa and tagged , . Bookmark the permalink.